Seguidores

Si me añades como amigo, por favor, dime quien eres

Visitas desde julio de 2008

sábado, 5 de diciembre de 2009

Chaplin, el artista

Como todos sabéis, Charlie Chaplin es un ser extraordinario, fuera de lo común, por eso hablar de él requiere dividirlo entre Chaplin el artista y Chaplin el hombre. Empezaremos por Chaplin el artista.

Charles Chaplin como artista ha conseguido emocionar al mundo entero, puede parecer cosa fácil y corriente, pero no es así. Logró emocionar a todos los espectadores del planeta tierra: niños, mujeres, hombres, ancianos... en una época en la que las estrellas de cine no eran reconocidas, él fue el primero en lograr que un actor fuera considerado como un Dios, y como tal, las masas le seguían y alababan allá donde fuera.

Fue el primer artista que supo qué hilos manejar con sus narraciones para jugar con las emociones del público, Charlie es un embaucador de nuestras emociones y sentimientos, los maneja a su antojo, pero al mismo tiempo, nos hace disfrutar, porque esa era su máxima meta, entretener al público, y a cambio ¿qué pedía? nada, tan solo el aplauso de ese público al que dirigía sus pensamientos, al que abría su corazón, Chaplin el artista necesitaba tanto a su público como un actor necesita un guión, era su motor para seguir adelante, era su inspiración. No quiso que esos sentimientos los vivieran únicamente los de su generación, por eso sus obras las hizo con un tono y una temática universal, tan universal que ha durado casi dos siglos y sigue tan inmortal y fresca como siempre. Aquellos que hemos visto y sentido la obra de Chaplin no podemos evitar confirmar que se trata de un artista sin precedentes, sin igual, ya seamos de la generación de los 50 de la generación de los 70, 80, de los 90 o del 2000, ¿qué más da? Charlie Chaplin ha obtenido de algún modo la llave de nuestros corazones, entra en ellos como el reflejo de la luna entra a través de la ventana en una oscura noche de invierno, tal vez esa llave se encuentre en la tierna y ladeada sonrisita del vagabundo, en esos movimientos alegres de danzarín de ballet, en que siempre está ahi para ayudar al más débil ofreciéndole incluso lo que no tiene, pero sobre todo se gana nuestros corazones porque de un modo u otro todos nos sentimos identificados con ese pequeño hombrecito de bigote diminuto, chaqueta estrecha y pantalones enormes, todos nos sentimos un poco apartados de nuestra sociedad, unos vagabundos de nosotros mismos y nos gustaría que algún día se nos presentara un ser tan angelical como Charlot que nos enseñara su lema de "Smile" y poder ir por la vida dando una patada en el trasero de todos aquellos que nos impiden ser nosotros mismos.

Chaplin sabía perfectamente que todo esto no podía explicárnoslo desde el drama, pues la vida de todos o la mayoría de nosotros ya es bastante dramática como para ver la de otra persona con un tono dramático, por eso, él sabía que su mejor medio de expresión era la risa, el divertimento, y nosotros se lo agradecemos, porque nadie ni nada nos ha hecho disfrutar de la manera en la que lo ha hecho Chaplin, quien a la mayoría nos ha abierto los ojos al mundo que nos rodea, un gran maestro.

Chaplin el artista ha logrado dibujar una sonrisa mejor que la de la Mona Lisa y con mayor mérito, pues él ha dibujado la sonrisa perfecta no en una sola persona, sino en miles y millones de personas durante décadas, y eso dice mucho en su favor, nos lleva a no poder negar que estamos ante uno de los mayores artistas del universo, de todos los tiempos, algo más allá que un genio, aunque a él no le gustara mucho ese calificativo de genio no podemos evitar escribir esta palabra cuando hablamos de él, una palabra tan grande y maravillosa que sin embargo se queda pequeña cuando tratamos de Chaplin, abarca tantísimo que no podríamos definirle con una sola palabra, casi necesitaría un diccionario entero para él solo. ¿Cuántos artistas pueden presumir de que su arte sea apreciado por generaciones y generaciones de espectadores de todas las edades? muy pocos, nos sobran casi todos los dedos de las manos cuando los contamos, y Chaplin encabeza esa minoría gracias a su arte y a su obra.

Chaplin el artista no tiene igual, ni si quiera se le puede comparar con Buster Keaton aunque a algunos les duela oír esto, pero no tienen ningún punto en común más que hacían cine cómico mudo, ¿Porqué? porque donde Keaton es todo mecánica, Chaplin es pasión, porque Keaton es la prosa y Chaplin es la poesía, porque el personaje de Keaton es el hombre mundano mientras que el pequeño vagabundo de Chaplin es un ángel venido a rescatarnos de la oscuridad de la dura sociedad en la que vivimos.



GRACIAS CHARLIE POR DARNOS LO MEJOR: MIL SONRISAS, MILLONES DE CARCAJADAS Y UNA LAGRIMA.

FDO: CINEFILIA

6 comentarios:

Bruja Truca dijo...

Bien, es realmente bonito eso que has escrito. Yo tengo una total admiración y respeto por Chaplin. Sé que es un genio pero tirar por tierra a Buster Keaton y tratarlo como un Dios me parece excesivo.

Un saludo sin ánimo de ofender a nadie.

CINEFILIA dijo...

Hola Bruja Truca, siento que la opinión o comparación entre Chaplin y Keaton no te haya gustado, no tenía intención de herir la sensibilidad de ningún fan de Buster Keaton, solo es un punto de vista personal de dos personas y da la casualidad que las dos consideramos que Chaplin es el rey del cine, mejor dicho, el Dios del cine, y eso se puede comprobar en cualquier película, siempre encontrarás rasgos de su cine en cualquier película por muy actual que sea. Así es como lo vemos nosotros, pero cada uno es libre de opinar lo que crea conveniente. No queremos levantar aquí un lugar de discusión y guerra.

David dijo...

Ja,ja. Yo también he leído lo de Buster y en otro blog que teníais enlazado decían justo lo contrario.
Yo prefiero con mucho a Chaplin (tengo mis motivos), pero como bien dices, cada uno es libre de opinar lo que crea conveniente. Aunque los demás siempre pensamos que lo que crean es equivocado. Pero no es cierto. Sólo es cuestión de gustos.

Bruja Truca dijo...

No no, no soy fan de Keaton, ni mucho menos. De Chaplin si, de hecho creo que he visto todas sus peliculas y varias veces y de Keaton no. Para mi Chaplin es muchísimo mejor, lo único que digo es que se puede hablar de Chaplin sin dejar mal a Keaton y al revés, por supuesto.
Pero que no es de mal rollo ni nada. Yo con Chaplin siempre ¿eh? jajaja

CINEFILIA dijo...

ahh jeje, perdón, al leer tu comentario pensé que eras fan de Keaton. A ver yo en la entrada no tenía intención de criticar a uno para alabar al otro, simplemente me he limitado a poner una comparación de métodos y actitudes en la pantalla de ambos personajes, sin animo de ofender a nadie y dejar por tierra a Keaton, de hecho esa parte de la entrada se debe al horror que me produce ver constantemente comparaciones entre ambos y yo lo unico que he tratado de hacer es ofrecer la mecánica de trabajo de cada uno para demostrar que cada uno es diferente y que no se pueden comparar, que es cuestión del gusto de la gente lo que prefiera, si prosa o poesía. No era una compración destructiva ni mucho menos.
Me alegro que te guste tanto Chaplin y que participes en este blog con tanta energía, muchas gracias.

CINEFILIA dijo...

Eyy buen video Ruben, me tienes k pasar el enlace para verlo en youtube y guardármelo. En el video queda claro quien gana, no? jajaja incomparable. La eterna discusión llega a los cines.